29 de mayo de 2010

Jorge Alarte es la solución


Definitivamente, Camps ha tocado fondo. Sus insultos contra el Estado y los jueces, pasando del “estoy feliz” a acusar de “conspiraciones y montajes mediáticos”, reflejan una imagen lamentable y desgastada de la figura del president de la Generalitat Valenciana, y hace tomarse en serio las declaraciones de destacados miembros de su partido sugiriendo entre líneas su retirada. Cada día preocupa más su agotamiento y perturbación psíquica.

El modelo del PP de Camps, Fabra y Rita Barberá ha fracasado a la hora de defender los intereses del pueblo valenciano. No es sólo Gürtel, el caso de corrupción política más grave de la historia de nuestra comunidad, sino que los niveles de bienestar y seguridad del ciudadano medio valenciano se encuentran bajo mínimos, siendo incapaces las instituciones valencianas de solucionar sus problemas, cuando no los multiplica.

Sanidad, Cultura, Educación, Economía, Bienestar Social, Inmigración,… no hay una sola responsabilidad política de nuestros gobernantes valencianos que quede bien parada en los últimos años; incluso haciendo un análisis objetivo se evidencia el empobrecimiento de la sociedad y paisaje valencianos, el deterioro de nuestros servicios públicos, y la falta de madurez, autonomía y liderazgo por parte de la derecha para dar solución a estos problemas.

La salida de esta situación de indefensión pasa por una regeneración democrática. Preguntar a la gente si desea que sigan al frente de las instituciones valencianas políticos famosos por ser presuntos corruptos, con informes policiales y autos de miles de folios a sus espaldas, políticos que se esconden; o, por el contrario, si desean un cambio real en la manera de hacer las cosas, de solucionar los problemas, de hacer política.

Los socialistas del PSPV-PSOE, con Jorge Alarte a la cabeza, tienen un proyecto ambicioso para acabar con la inoperancia, oscurantismo y mala fama de la derecha, para construir una Valencia, un Alicante y un Castellón fuertes, con un modelo económico sostenible y una política social progresista.

Una política constructiva, sin despotismo ni prepotencia, exigiendo transparencia democrática, rigor institucional, respeto a la ciudadanía y a la pluralidad. Estando cerca de la gente, aplicando la ley de Dependencia, trayéndonos el AVE, protegiendo nuestro patrimonio cultural-histórico, creando empleo de calidad y defendiendo nuestros intereses, no el de unos pocos.

7 comentarios:

Esquirlas de Aire dijo...

Si por alguna de aquellas tuvieras razón, que no la tienes, y don Jorge Alarte fuera la solución, por favor, ve tramitando mi solicitud de exilio, gracias.

Carlos Manzana dijo...

Jorge Alarte no es "el elegido" para "salvarnos" ni mucho menos, no creo en nada parecido.

De hecho, creo que una izquierda firme y decidida, plural y colectiva de todos los grupos que la conformamos, sería la mejor solución.

Un gran acuerdo social entre todas las corrientes y opiniones que sean sensatas y que rechacen de pleno la forma de hacer política del actual gobierno sería la solución.

Pero siendo pragmáticos, no creo en los milagros corto-placistas, por lo que lo más sensato y lo más acertado a día de hoy sería elegir al PSPV-PSOE y a Alarte como iniciadores de ese cambio tan necesario que debe llegar.

Quizá mi artículo ha sonado demasiado panfletero, simplemente quería que fuera una manera de presentar al candidato que parece ser el que más se acerca, a día de hoy y siendo realistas, a desvancar a quienes ahora mismo nos gobiernan.

Geshcann dijo...

Sí bueno, la solución, si no os lo creeis ni vosotros. Lo peor que le puede pasar a la comunidad valencia es, como al conjunto de España, un gobierno socialista.

Carlos Manzana dijo...

Prefiero un gobierno socialista antes que un gobierno neoconservador culpable del retroceso social y económico del mundo.

Prefiero un gobierno socialista antes que a los herederos del fascismo español.

Prefiero un gobierno socialista antes que un gobierno, sea cual sea su color, que tenga como lider a un más que presunto corrupto, y que encima es protegido por la cúpula de su partido mientras más de uno se va de la lengua calificándolo de cadáver político.

Prefiero los valores socialistas, de progreso y de igualdad, libertad, solidaridad, anteponer el bien general al particular.

Geshcann dijo...

Seguramente un país con más de cuatro millones de parados, que ha condenado a una generación de jóvenes formados a la emigración o el desempleo y a los mayores a la miseria te parecerá un país socialmente muy avanzado... con lo de líder 'más que presunto corrupto' supongo que refieres a felipín... Los valores del PSOE ya no se los cree nadie, señores, prometeis progreso y nos hundimos en el retroceso y recesión, prometeis igualdad y os cargais la clase media, prometeis libertad y perseguís a quien rotula en castellano, prometeis solidaridad pero sin renunciar a los lujos de nuevo rico mientras el pueblo nos hundimos... ¿¿Bien general?? No, ya si que no cuela...

Carlos Manzana dijo...

Cuando España ha tenido mayores niveles de Bienestat y menos nivel de pobreza y de desempleo ha sido bajo gobiernos y políticas socialistas.

En aquellos países donde se han aplicado políticas socialdemócratas por parte de gobiernos y partidos de larga tradición, véase países del Norte europeo, es cuando el Estado de Bienestar general más se ha expandido y los niveles de calidad de vida han mejorado. Eso es socialismo.

Ahora estamos en una crisis económica internacional, y vivimos en un país que junto con el resto de países que han tenido menor tradición demócrata (Países del Sur Europeo como Grecia o Portugal) más le está costando salir adelante por la falta de un tejido social y económico sólido y preparado para afrontar los retos que la globalización impone.

Me pregunto yo qué políticas estaría aplicando la derecha ahora mismo en España, y si estaríamos mejor o peor que ahora.

Por lo demás, menos populismo barato y más propiedad a la hora de argumentar. Menos demagogia y más seriedad. España tiene sus defectos, y este Gobierno también, como todos; reconocerlo y hacer una crítica constructiva mejorará el bien de todos (y eso ya no es socialismo, es sentido común y, por qué no, patriotismo), pero reconocerlo, exagerarlo y utilizarlo para sacar votos por medio del desgaste, el odio y el enfrentamiento no lo comparto.

Anónimo dijo...

"Cuando España ha tenido mayores niveles de Bienestat y menos nivel de pobreza y de desempleo ha sido bajo gobiernos y políticas socialistas."

Mentira cochina! La etapa de oro del bienestar español empezó en el año 2000. Da la casualidad que la peor etapa (salvo la actual, que tambien es socialista, todo sea dicho), fue en la etapa 85-90, con nuestro amigo Felipe Gonzalez.
Si es que no os lo creeis ni vosotros. Encima de incultos, mentirosos ¬¬