31 de diciembre de 2009

Balance del 2009


Al término de una de las clases a las que asistí el último día de facultad del 2009, la profesora nos propuso hacer un ejercicio de reflexión de cara al nuevo año que empieza.


Consistía en algo tan simple como escribir la tan entrañable “carta a los Reyes Magos” que tod@s nosotr@s hemos redactado con nuestra madre o padre al lado en algún momento de nuestra infancia. Con la diferencia de que ésta debe contener aquellos sucesos, momentos, hechos en definitiva, que quisiéramos hubieran ocurrido a lo largo del 2010, hechos que, al ser recordados al acabar el año, nos dejaran un buen sabor de boca.


Pues bien, ahí va mi carta:


"Inevitablemente llega Diciembre, y el 2010 se despide. Realmente ha sido un año intenso, un año, como se suele decir “movidito”, en el que no he parado, vaya. Son tantas las historias que me han sucedido a lo largo de estos 12 meses…no sabría por dónde empezar.


En la carrera las cosas me fueron mejor de lo que me esperaba. Pude aprobar segundo curso de Psicología limpio, sin suspender ni una y ¡con buena nota incluso! La verdad es que la suerte ha estado de mi parte, porque creía que no llegaba. Supongo que el esfuerzo y trabajo también habrán merecido lo suyo, jeje.


He empezado tercer curso de carrera y no podría estar más a gusto. Estoy encantado con las asignaturas y los profesores, con la gente, con quien he reforzado los lazos de amistad tras casi tres años de convivencia, exámenes, cafetería, botellones y largas horas de clase. Sin olvidar que he podido disfrutar de un contacto más regular con mis amigos de toda la vida, de quien llevaba un tiempo bastante alejado.


Campus Jove vivió un período de renovación. Llega un punto en que los y las estudiantes nos “jubilamos” de la universidad y pasamos a ser un@s “currantes” más, y hay que dejar paso a las nuevas generaciones. Tras la Asamblea General se configuró una nueva coordinación, y no podría estar más contento por los compañeros y compañeras que la conforman, realmente estoy muy satisfecho con cómo han salido las cosas.


La nueva dirección de Campus ha trabajado duro, como sólo nosotr@s sabemos, y ello nos dio la nada más y nada menos que décima victoria consecutiva en las elecciones a representantes de estudiantes en la Universitat de València, una victoria de la que me siento tremendamente orgulloso y que celebramos por todo lo alto.


En Juventudes hemos seguido funcionando como hasta ahora habíamos hecho. Hemos seguido trabajando con y para la gente, en la calle, en cada acto, reunión, manifestación o grupo de trabajo. Se han afiliado bastantes militantes con los que en seguida hemos estrechado grandes amistades, gente comprometida y trabajadora de la que uno se alegra cuando está involucrado en una organización política. Ello es digno de admirar.


Pude leer aquellos libros que siempre he dicho “tengo que ponerme a leerlos algún día”, y la verdad es que me han servido muy mucho para formarme y para disfrutar conociendo un poquito más. Separarme un poco del Facebook y Tuenti se ha notado, jajaja. También he continuado escribiendo mis humildes artículos de opinión en el blog "El Sabor de la Manzana", y la verdad es que me sorprende la variedad y cantidad de gente que me lee.


Conocí a una persona con la que he conectado de una manera increíble. Es la persona que necesitaba encontrar desde hacía mucho tiempo, y no podría sentirme más feliz.


Conseguí ahorrar un poco de dinero para poder viajar en verano. Recorrí media España con amigos y amigas, visité ciudades importantes, conocí a gente estupenda y he podido valorar, realmente, el verdadero sentido del esfuerzo y del dinero merecido.


Por fin me comprometí y pude mantener una dieta mejor, y también he intentado cuidarme un poco haciendo ejercicio. La verdad es que fue una gran inversión comprarme aquella bici.


Finalmente, lo que más me alegra de este año ha sido poder tener una buena convivencia en casa, con mi familia. Ya no hay tantas discusiones, he aprendido a tener menos estrés, a no agobiarme tanto y poder rendir mejor en los estudios. Estoy contento por la relación con mis padres, y mi hermana continúa estudiando con ilusión.


Creo que ha sido un año productivo, esperemos que el 2011 traiga también buenas nuevas, como una victoria socialista en la ciudad de Valencia y en la Generalitat, por ejemplo, xD."

24 de diciembre de 2009

“Sin prolongación, no hay rehabilitación ni inversión”

Esta tajante frase, ejemplifica la indiferencia y necedad que demuestra la alcaldesa de la ciudad de Valencia, Rita Barberá, y su característico despotismo autoritario ante las constantes reivindicaciones y denuncias que los vecinos del barrio del Cabañal llevan manifestándole desde hace no pocos años.


En 1993, este antiguo y pequeño pueblo pesquero, convertido en el tiempo en uno de los más pintorescos barrios de la ciudad, fue considerado en su conjunto y a todos los efectos, con todo lo que ello implica: Bien de Interés Cultural (BIC), debido a sus singularidades histórico-arquitectónicas: tramado urbanístico y patrimonio artístico centenarios, carácter propio de las viviendas, tradiciones culturales y forma de vivir de sus gentes, etc.


Sin embargo, el amiguismo político y el boom de la especulación urbanística en la Comunidad Valenciana, protagonizados y vitoreados por los políticos conservadores del PP por ser, según ellos “un buen modelo de crecimiento económico”, llevan intentando desde hace casi veinte años, destruir este histórico barrio, rompiendo por completo su estructura urbanística y social mediante la prolongación de la av/ Blasco Ibáñez.


Desde 1998, la Plataforma Salvem el Cabanyal defiende la rehabilitación de su barrio, de sus casas, de sus gentes. Para ello, no ha faltado la elaboración de proyectos alternativos al del PP de Rita Barberá, proyectos que buscan la reconstrucción y mejora del Cabañal respetando “sus características humanas, sociales, históricas y arquitectónicas, proyectos ignorados desde el primer día por el Ayuntamiento de Valencia.


La prolongación de Blasco Ibáñez ha sido y es un plan urbanístico rechazado por organismos de relevancia como son la Universidad Politécnica de Valencia, la Universitat de València, arquitectos de renombre, entidades culturales, informes sociológicos, todos los partidos políticos de la oposición y, ante todo, por quienes se ven directamente afectados: los vecinos y vecinas del barrio.


No se entiende, pues, el empecinamiento de Barberá y del PP en continuar vulnerando la ley, que protege este barrio, utilizando los medios que hagan falta para conseguir su enfermizo objetivo. Ya sea a través del expolio y la expropiación, chantajeando y torturando psicológicamente a los vecinos, asfixiando económicamente al Cabañal, debilitando la vigilancia policial, comprando viviendas por debajo de su precio real y alquilándolas a población marginal, etc.


A día de hoy, la pelota está en el tejado del Ministerio de Cultura, responsable de decidir sobre el futuro del barrio. Por puro sentido común, por democracia ciudadana, sensibilidad histórica y artística, el Cabañal debe ser protegido, rehabilitado y convertido en lo que siempre fue: un espacio de cultura viva, de tradición histórica, de idioma y del Mediterráneo.


Y se lo quieren cargar.

5 de diciembre de 2009

Declaración de Intenciones


Este mes se reúnen en Copenhage un gran número de representantes políticos procedentes de algunos de los países más contaminantes del mundo, para renovar y pactar las estrategias comunes en la lucha contra el cambio climático de cara al 2020.

En esta ocasión, EEUU, único país que no ratificó el protocolo de Kioto bajo el mandato de Clinton ni Bush, participará en este encuentro mundial con la intención, por primera vez en su historia y tras haber reconocido, al fin, la importancia de evitar las consecuencias desastrosas que el cambio climático amenaza a todo el planeta, de reducir sus emisiones de Co2 y de desarrollar una economía sostenible fundamentada en el respeto por el medio ambiente.

Sin embargo, los problemas han surgido como resultado de los desacuerdos y la desconfianza mutua entre los grandes países desarrollados, como EEUU, China y Japón, entre otros, a la hora de negociar las condiciones presupuestarias y en materia de política energética, frenando cualquier posibilidad de avance en el trato.

Todo ello, sumado a la falta de medidas concretas por parte de la UE para, igualmente, combatir el efecto invernadero, hace temer que Copenhage vaya a convertirse en una mera declaración de intenciones antes que en un gran acuerdo internacional que supla las deficiencias que, en general, ha protagonizado el falso cumplimiento de protocolo de Kioto.


Y mientras los políticos discuten, el Amazonas, pulmón de la Tierra, pierde cada día una extensión equivalente a un campo de fútbol a causa de la deforestación incontrolada; se realizan pruebas nucleares oficiales y extraoficiales; dependemos de los combustibles fósiles, responsables de generar los gases que están dando lugar a veranos cada vez más calurosos e inviernos más fríos; los polos se derriten más de la cuenta, haciendo desaparecer ecosistemas enteros por la subida del nivel de los océanos y los cambios en las corrientes marinas; y, según un estudio reciente del Foro Humanitario Global, el cambio climático causa la muerte de 300.000 personas al año en los países pobres, víctimas inocentes de toda esta historia.

28 de noviembre de 2009

Campus Jove vuelve a ganar las elecciones


En la Universitat de València y por noveno año consecutivo, Campus Jove ha demostrado ser el referente estudiantil en quien confía la mayoría a la hora de defender los intereses de los estudiantes.


En 2009, un total de 1389 votos, traducidos en 22 claustrales (5 más que en 2008), le han dado la victoria, fruto del trabajo diario y del esfuerzo de todos y todas quienes conformamos esta organización estudiantil de más de 15 años de historia.


Pero estas líneas no tendrían sentido sin agradecer el apoyo de cada estudiante que ha confiado en Campus Jove, que nos ha votado, dándonos 1389 motivos y muchos más, para no dejar de trabajar día tras día por conseguir nuestro objetivo: una universidad mejor.


Campus Jove es una asociación estudiantil socialista, progresista; ésa y no otra es la base desde la que, durante años, victoria tras victoria, venimos liderando y defendiendo las reivindicaciones estudiantiles en las cinco universidades públicas de la C.Valenciana.


Luchamos por una universidad mejor, ante todo Pública, de Calidad e Internacional; queremos mejores instalaciones educativas, planes de estudio, bilingüismo, zonas de ocio, cafeterías, bibliotecas,… en definitiva: queremos una universidad donde prime el bienestar de los y las estudiantes, se cumplan nuestros derechos, y en donde estudiar sea cada día un orgullo, no un privilegio.


Queremos mejorar las pequeñas cosas, los problemas del día a día que nos afectan a tod@s, así como alcanzar las grandes metas como puede ser una Casa del Alumno en la U.V, o un Plan Bolonia realmente beneficioso que modernice nuestro sistema universitario. Pero todo ello requiere dedicación y entrega, algo que Campus Jove evidencia año tras año.


Sin embargo, como estudiante y como representante estudiantil, considero urgente el estimular la conciencia democrática y la participación de todo el alumnado de la Universitat de València.


Esta importantísima tarea debe llevarse a cabo, en primer lugar, por parte de los propios órganos de la universidad, dando mayor cobertura informativa del papel y actividad de los sindicatos estudiantiles; los cuales deben a su vez, independientemente, realizar actividades, y darse a conocer entre los alumnos y alumnas, explicando la importancia de su labor a la hora de defender sus intereses cara a cara con quien tiene la capacidad de cambiar las cosas.


Sólo así podremos asegurar una real legitimidad, y una fuerte presión que nos haga, a todos los estudiantes, merecedores de respeto y de escucha por parte de quienes dependen de nosotros. Porque no olvidemos, que la universidad se nutre de estudiantes, y de que tenemos derecho a exigir una educación digna y de calidad.

20 de noviembre de 2009

Mejoran las previsiones


Noticia agridulce para la economía española.

Empecemos por lo malo: la OCDE anuncia que España será de los últimos países en salir de la recesión económica. Lo bueno es que mejoran sus previsiones: España sólo arrastrará una caída del -0,3% en su PIB durante 2010 y empezará a crecer un +0,9% en 2011, todo ello sin llegar, como algunos desean, al 20% de paro.

Y digo bueno porque por primera vez coinciden las previsiones del FMI y de la OCDE con las del Gobierno y la Ministra Salgado, es decir, se augura para España una recuperación más pronta que tardía, gradual en el tiempo, pero aún así lenta y sangrante en lo que se refiere al desempleo.

España tiene la oportunidad de cambiar, “ser otra” cuando pase el caos de la crisis. Debemos aprender de nuestros errores, cosa que siempre se dice y rara vez se cumple, y lo más importante, debe primar el cómo se piensa salir de la crisis antes que la rapidez con la que se haga.

Apliquemos el refranero español de “vísteme despacio, que tengo prisa” o “más vale maña que fuerza” para defender que debe imponerse, sobre todo ahora en tiempos de dificultad, el bien común por encima de intereses particulares.

A Zapatero y su equipo económico les queda todavía mucho trabajo por delante. No olvidemos la urgente reforma del modelo económico español que lo haga más productivo y sostenible; la necesidad de reabrir el diálogo social entre la patronal y sindicatos para alcanzar acuerdos en la lucha contra el desempleo; o el necesario esfuerzo, imprescindible más que nunca, en mantener una política social ambiciosa.

Sin embargo, la responsabilidad de salir de la crisis no va a ser exclusiva del Gobierno, sino de cada gobierno autonómico, municipio o ayuntamiento, principales responsables de las problemáticas que les afectan. Cada ciudadano y ciudadana de este país van a ser los protagonistas de la recuperación, y la mejor forma de hacerla real será con trabajo, optimismo y esperanza.

6 de noviembre de 2009

La derecha no merece gobernar


Las conclusiones que se extraen del último informe del CIS son un claro reflejo del descontento que los grades partidos políticos despiertan en la sociedad española, a día de hoy escéptica y desconfiada.

Se podrá decir que, puesto que el CIS depende del Ministerio de Presidencia, todo lo que derive de este organismo ha de ponerse en tela de juicio. Pero aquí vamos a ignorar esa posibilidad conspirativa y confiaremos en la seriedad de las instituciones del Estado.

El Gobierno socialista, el PSOE, recibe duras críticas de una España sangrante de crisis económica, es castigado por los malos datos del paro, de recesión y de una lenta recuperación que parece no llegar nunca. Sus previsiones se cumplen a medias, se pasan de optimistas y quedan mal ante los pronósticos económicos internacionales de la CEOE o el FMI, que nos auguran un futuro complicado. Como se suele decir, le ha tocado pagar el pato.

Con diferencia, la máxima preocupación para la gente es el paro y la crisis. El Gobierno intenta demostrar que comparte esa inquietud, pero la ciudadanía no acaba de captar su mensaje, y no convencen los resultados del Plan E ni del conjunto de medidas y proyectos puestos para frenar la caída de la Economía española.

Hasta aquí llega la crítica que l@s ciudadan@s hacen al Gobierno de turno de Zapatero, a quien, por otro lado, no se le puede negar su compromiso con lo social, con la igualdad y con avanzar en derechos, como así lo demuestra la confianza depositada en los socialistas para afrontar temas como Sanidad, Educación, Terrorismo, Medio Ambiente o las Políticas sociales y de Igualdad.

Por otra parte, si analizamos la opinión que se tiene del Partido Popular, destaca que exista un 25% de la población que nunca votaría al PP, dato que sobresale muy por encima de partidos como PSOE (12%) o IU (10%); importante que Rajoy se encuentre por debajo de Zapatero en valoración política; así como la evaluación de la actitud política del PP, considerada sólo por un 10% como buena y por un 55% como mala o muy mala (PSOE 14% buena/muy buena, 46% mala/muy mala). También es notorio el hecho de que Zapatero inspire poca o ninguna confianza a casi el 75% de la población, mientras que Rajoy sea a más del 80%.

Como conclusión, de celebrarse elecciones generales, el PP sacaría una ventaja al PSOE que, aunque mínima, podría darle la victoria electoral.

¿Cómo es posible que alguien confíe en un partido que se alegra cada vez que sube el paro y aplaude las malas noticias, pensando en los votos y no en las personas? Un partido que no ha presentado hasta la fecha un proyecto serio anti-crisis que tenga como eje prioritario el bienestar y protección de la mayoría de la sociedad española; un partido que, no lo olvidemos, tiene como postulados ideológicos los mismos que quienes, con su neoliberalismo económico salvaje, nos metieron en esta profunda crisis internacional; o un partido sin un líder que sepa poner orden en sus propias filas, que defiende a los corruptos y no les pide explicaciones, apoyando teorías conspirativas que atentan contra el Estado y contra la propia razón lógica.

Que gobierne la derecha del PP, sencillamente, no es una alternativa responsable ni coherente en los tiempos que corren para asegurar el buen futuro del país; no es la solución a los problemas económicos, los cuales sólo podrán solventarse desde una política de izquierdas solidaria, social y, en definitiva, más preocupada por el bienestar general que por desgastar al adversario político utilizando el dolor y la angustia de millones de personas.

29 de octubre de 2009

Halloween


Este fin de semana es Halloween, una importación yankee que sirve como escusa a jóvenes y no tan jóvenes para salir de fiesta ataviados con disfraces de personajes variopintos, decorar casas y locales con parafernalia terrorífica y ver en compañía películas de miedo.

Es una fecha en la que la gente se lo pasa bien, disfruta con el miedo, pues sabe que pese al espectáculo tenebroso y oscuro que envuelve el Día de todos los Santos, no hay nada que temer, porque cuando despierten de la juerga sus vidas seguirán con la misma normalidad de siempre.

Pero hay algunos políticos cuyo Halloween comenzó hace varios meses, acabándoseles el chollo y empezando sus tormentos; políticos imputados por corrupción sobre los que pesan acusaciones muy serias, fundamentadas en horas de conversaciones, facturas sospechosas y toda una serie de irregularidades que nada de transparencia ni honradez inspiran a la ciudadanía, y menos a la Justicia.

A estas alturas del año, desde que en Febrero se destapara toda la septicemia de Gürtel, va aumentando cada día el terror nocturno del señor Camps, que no debe de dormir muy tranquilo con los fantasmas atormentándole cada noche en constantes pesadillas de “correas” y “bigotes”.

Imagino la tortura y tensión que debe suponer poder encontrarte cada mañana con una nueva acusación, una nueva prueba o confesión que eche más leña al fuego de trajes, bolsos de Vuitton y Orange Market en el seno del PP valenciano.

Para muchos, este Halloween será simplemente un día más, una ocasión para divertirse y hacer bromas asustadizas con nuestra gente, pues tenemos la conciencia tranquila; pero me temo que quienes han jugado con el dinero público de todos y todas y los han pillado, quienes han mentido al pueblo y actúan de forma soberbia y déspota, pasarán una noche de Halloween especialmente aterradora.

7 de octubre de 2009

El PSOE y la crisis, el PP y la Gürtel

Tras hacerse público parte del sumario sobre la corrupción a gran escala de Gürtel, el diario El País sorprende diariamente a sus lectores con la publicación de numerosa documentación y afiladas opiniones sobre el PP, cada vez más exportadas a otros medios. Pero, por aquello de una de cal y otra de arena, avisa de una tosca encuesta que parece vislumbrar lo que podría ser un posible cambio de Gobierno, fruto de una gran abstención, de celebrarse elecciones generales próximamente.

¿Qué está pasando aquí? Si hacemos una lectura panorámica, se observa un paisaje bastante desolador en lo que a los políticos y grandes partidos se refiere.

Por un lado, quienes confiaron en los socialistas se encuentran disgustados con el Gobierno Zapatero ante la gran confusión que transmite el Ejecutivo para argumentar en el manejo que está haciendo de la difícil coyuntura económica. El PSOE, presionado desde el primer día, no encuentra la manera de hacer llegar su mensaje a la gente, lanza consignas idealistas que no acaba de plasmar en políticas con resultados reales y efectivos, le falta confianza en si mismo, los datos económicos le pisan los talones y hace parecer que improvisa o que va dando bandazos sin saber muy bien cuándo se dejará caer muerto. Necesita ponerse las pilas, y necesita hacerlo ya, al menos en materia económica.

Por otra parte, el tradicional Bipartidismo político español se evidencia hoy más como un mal de cura urgente y necesaria. Parece mentira que un gran sector de la sociedad española continúe tercamente pensando que no hay mayor alternativa al PSOE que el PP, y viceversa; y que ello se traduzca en una gran abstención voto cuando corren tiempos difíciles. Una sociedad que no ve más allá de lo que el marketing político le impone, es una sociedad que no ha acabado de interiorizar lo que significa vivir en Democracia y lo que es la pluralidad ideológica.

Por su parte, el Partido Popular (populista) se muestra feliz y sonriente ante los favorables resultados de las encuestas, con su líder Rajoy (¿?) a punto de fumarse un purito de celebración mientras, por detrás, todos sus compañeros se frotan ansiosamente las manos, pues en España no ocurre como en otros países donde se acaban de celebrar elecciones, donde grupos más a la izquierda y partidos verdes han visto aumentado el apoyo a sus ideas y alternativas.

Es alucinante cómo es posible que la gente considere digno de gobernar a un partido podrido de corrupción, un partido infectado en toda su estructura, en una sepsis que avanza cada día que se nos cuenta un nuevo afluente de Gürtel o una nueva conversación grabada. Un partido cuyos líderes y responsables, o bien son “amiguitos del alma” de delincuentes, o bien ignoran y muestran literal indiferencia ante los escándalos que proliferan en su partido, inaceptables en un sistema democrático y de Derecho.

La sociedad española no tiene por qué soportar ni puede permitir un segundo más que haya un partido como el PP al frente del país, un partido que desconoce el significado de la palabra “responsabilidad” y “honestidad” políticas, y que nunca utiliza la palabra “social” ni “progreso” porque jamás las comprendió ni aplicó en su manera de entender las necesidades de la gente.

España no se merece un partido que haya actuado mal, o muy mal, al frente de la crisis económica, pero sí que es necesario es que España tenga un Gobierno que sea honesto y reconozca sus errores, rectifique, enmiende sus políticas y cuya máxima preocupación sea el bienestar del conjunto de la sociedad; y no un Gobierno liderado por un partido que en ningún momento ha presentado una alternativa en pos del beneficio colectivo y de los que peor están lo pasando, un partido irresponsable, que no soluciona sus errores y que, hasta el día de hoy, está más preocupado por desgastar al Gobierno de turno con tal de sacar rédito electoral, hacer una política sucia y estar más pendiente de sus intereses particulares que el de los del conjunto de ciudadanos y ciudadanas.

Por puro sentido democrático y por convicción ética, debemos reflexionar sobre qué tipo de futuro y líderes queremos tener, espero que no erremos en la decisión de aquí a 2012.

5 de octubre de 2009

Mercedes Sosa, hasta siempre

Ayer murió la cantante argentina Mercedes Sosa, conocida con el nombre de “la Negra”, o la Voz de América Latina.

No conocía a esta mujer, ya mayor, pero ayer escuché por casualidad una canción suya, profunda, que me emocionó muchísimo, y quiero dedicar el post de hoy a rendirle un pequeño homenaje desde mi máxima humildad y respeto.

Mercedes Sosa nació en Argentina hace ya 74 años, de donde tuvo que huir y exiliarse tras la implantación de la dictadura militar de los años 70, ya que siempre estuvo comprometida con la política y con los valores sociales de defensa sindical y de los derechos humanos que aquel régimen, como todos los totalitarismos, despreciaba y rechazaba.

Durante más de 40 años, siempre se había dedicado a la música y al estilo del folklore latinoamericano, con mensajes revolucionarios, mensajes humanos, de esos que alcanzan el interior de cada uno.

De ella se ha dicho "Mercedes fue un ser bondadoso, sin ningún tipo de maldad y su presencia era una necesidad para todos los que actuamos o grabamos con ella", ha resumido el letrista Antonio Tarragó Ros, en nombre de los músicos argentinos.

No conocía a esta mujer hasta ayer, cuando leí la noticia de su triste muerte. No la conocía, pero escuchando su hermosa voz y algunas de sus canciones, no pude evitar escribir estas líneas.

Por ello, dedico esta entrada a su memoria, por ella, y por los millones de seguidores que deja en todo el mundo.

Hasta siempre.

30 de septiembre de 2009

Debate sobre Política General en les Corts


Ayer tuvo lugar el Debate sobre Política General en la Comunidad Valenciana, un debate esperado por mucha gente, incluso de fuera de Valencia, atraída por el protagonismo que la corrupción política ha dado al gobierno valenciano del PP (con Camps y Costa, entre otros, como principales dirigentes imputados), más que por el hecho de que la C.V sea una de las zonas de España que peor está soportando los golpes de la crisis económica, liderando, además, la tasa de endeudamiento sin que ello haya repercutido en los servicios públicos valencianos, motivo de constantes manifestaciones y denuncia ciudadana.

El debate se ha contextualizado en un momento de crisis interna en el seno del PP, donde algunos empiezan a admitir (después de meses negando la mayor y cerrando filas, acusando al Gobierno central socialista de un uso persecutorio de la fiscalía, policía y jueces, insultando a las instituciones y a todo el Estado con tal de proteger a sus imputados, a los que les interesa claro) que es necesario tomar medidas contundentes en Valencia. Y con una oposición que exige la dimisión inmediata de Camps más elecciones anticipadas. Mucha tensión, sin duda.

Como era previsible, el PP valenciano exprimió al máximo su viejo discurso de siempre, un mensaje populista, cargado de mentiras y demagogo, auto-proclamándose supuesto único defensor de los intereses y emblema del “orgullo” valencianos; sin faltar, obviamente, ataques sistemáticos a Zapatero (¿no era política regional de lo que iba el debate?) y alardeando de ser un más que dudoso ejemplo a seguir para el resto de comunidades que, a su entender, dependen de la Comunidad Valenciana, pues ésta, en palabras de Camps, “es el motor y cambio de rumbo de España” con un gobierno “creíble”. Sin comentarios.

Igualmente previsible fue el hecho de que, pensando que la gente es tonta, ignorando hablar de la trama Gürtel, de Orange Market, de “amiguitos del alma” y de “bigotes” o de financiación ilegal (avalada por informe policial), la gente iba a pasar por alto un asunto tan nimio, ¿verdad? No cuela.

Un presidente Camps que se mostró en todo momento serio, frío y escurridizo ante las comprometidas preguntas que la oposición le fue formulando a lo largo de la sesión. Un Francisco Camps que parecía más preocupado por intentar lavar la imagen tras las graves acusaciones que pesan sobre su partido y su persona, que por dar justificación a otros cuatro años de pésima gestión de lo público valenciano, la falta de políticas sociales dignas, de transparencia política, el alto índice de paro en Valencia, la ausencia de medidas sensatas o financiadas para paliar los efectos de la crisis, casos de corrupción gravísimos ignorados por la manipulada televisión pública valenciana, y así un largo etc.

Por su parte, el portavoz del grupo socialista en les Corts, Ángel Luna, respondió a Francisco Camps considerándolo con rotundidad “políticamente acabado”, que “de esta no sale” y le acusó de "estar llevando a la podredumbre moral" a la política valenciana. Drásticas palabras para denunciar la evidente falta de rigor político y moral, así como bochorno institucional, que ha demostrado y demuestra día a día el PPCV y sus máximos responsables, con Camps a la cabeza, con un gobierno regional paralizado y deleznable.

El PSPV-PSOE ha presentado un grueso paquete de proyectos y medidas económicas concretas pensadas para salvaguardar la situación de cientos de miles de ciudadanos valencianos y valencianas que están sufriendo las consecuencias de la irresponsable gestión económica de un gobierno regional que gana elecciones gracias a la abstención de voto, a base de promesas falsas o no dotadas de financiación, un gobierno que ignora lo que significa vivir en Democracia, que juega con el dinero de todos, que miente, que manipula, que malgasta y descuida todo lo que suene a social, a igualdad o a solidaridad.

El problema es que mucha gente sabe todo esto, es una mayoría la sociedad valenciana la que rechaza la forma de entender y de gobernar que tiene la derecha, es una mayoría la que no ha olvidado su origen, sus raíces progresistas, su historia. El problema, es la urgente necesidad de tener una oposición sólida, un PSPV-PSOE unido, fuerte, serio, coherente, ágil, con carisma, con ilusión, con propuestas, con sinceridad, con líderes reales, con ideas auténticas, con nombres y apellidos y comprometido con las necesidades de la gente.

Mientras no haya una alternativa de izquierdas auténtica y capaz, como lo fue antaño, con una buena estrategia y un claro mensaje, no se conseguirá nada pidiendo elecciones anticipadas, y mucho me temo que tendremos corruptelas, endeudamiento, barracones y el pan y circo de siempre durante largo tiempo.

28 de septiembre de 2009

Reforma de la ley del Aborto


Tras décadas de mucha, mucha hipocresía, tabúes y clandestinidad en clínicas privadas o extranjeras, arranca por fin en España el trámite parlamentario sobre la reforma de la ley de interrupción voluntaria del embarazo y educación sexual. Como no podría ser de otra manera, la derecha popular (o populista) piensa movilizarse, dice, en contra del aborto.

Este tema, polémico por naturaleza y no ajeno para nadie, conviene ser debatido y analizado desde diferentes perspectivas para llegar a comprender el por qué de la necesidad de abordar esta reforma y el por qué se pretende equiparar nuestra legislación con la del resto de países avanzados de nuestro entorno en esta materia.

Nadie está a favor del aborto, que todo el mundo lo tenga presente. Nadie puede pensar que el aborto es algo banal o superfluo, sobre todo si hablamos de la persona que se encuentra en una situación tan trágica y transcendental, especialmente para la vida de una mujer. Debemos partir de esta premisa, crucial para entender el por qué urge la necesidad de reformar la ley.

Decidir abortar o no, no es tan simple como decidir el color de la camisa antes de ir a trabajar, es algo infinitamente más serio y comprometido, ante todo personal, íntimo e importante como para prejuzgar que alguien que aborta lo hace sin antes meditar sobre ello, que no vaya a repercutir en su salud mental y física, en su comportamiento, incluso en el devenir de su vida con motivo de tomar tan dura y trágica decisión, decisión que tiene legítimo derecho a tomar.

Por otro lado, es de una necedad abismal afirmar que con la nueva ley del aborto se va a disparar el número de mujeres, sobre todo jóvenes, que van a utilizar esta práctica de forma irresponsable y sin control alguno. Es inaceptable que se piense que el Gobierno desea que las mujeres aborten, o que desee, como se ha llegado a afirmar, “matar cual genocida a miles de niños”. Produce aversión escuchar estas barbaridades propias de una mente cerril, vil e ignorante.

Esta reforma pretender suplir las claras deficiencias que la anterior ley del aborto ha evidenciado desde que fuera aprobara en 1985 (con el apoyo del PP). Una ley que no ha reducido el número de abortos, una ley que se ha mostrado claramente deficiente a la hora de tratar esta realidad social (que siempre ha existido, por cierto) y una ley que, curiosamente, no ha despertado la agresiva reacción anti-abortista y fanática cuando era un partido conservador quien estaba en el poder.

De ahora en adelante, lo que se busca es lo que, en países como Holanda, ha demostrado una legislación realista y respetuosa con la libertad individual de las mujeres, sin que hayan influido de ninguna manera aspectos religiosos; es decir, que se reduzca el número tanto de embarazos no deseados como de abortos.

Se quiere construir un pilar esencial a través la inversión en Educación Sexual para los más jóvenes, una educación que fomente la responsabilidad sexual en quienes son más propensos a correr riesgos innecesarios. Todo ello unido a medidas que faciliten la adquisición de métodos anticonceptivos, que mejoren la información en materia sexual y, en definitiva, que formen ciudadanos y ciudadanas conscientes y responsables en este tema tan importante.

Otro aspecto polémico de la reforma, es la posibilidad de abortar libremente a partir de los 16 años de edad. Resulta complejo este punto, ya que, por un lado, si bien es cierto que a los 16 años uno no puede, legalmente, tomar drogas, o necesita consentimiento paterno para hacer una excursión fuera del colegio, no es menos cierto que con 16 años uno ya tiene responsabilidad penal, puede mantener relaciones sexuales, puede conducir motos, trabajar o someterse a una operación de cirugía estética, por ejemplo. La confianza y apoyo paternos también es vital en un asunto tan delicado, y más en esas edades, pero no se puede pretender el permiso de los padres en una decisión, como digo, ante todo personal, íntima y que atañe al propio individuo por encima de todo.

Una buena educación sexual, responsabilidad y legislación adecuada a la realidad social de hoy día son la base y estructura necesarias para conseguir que, poco a poco, la cifra de abortos vaya cayendo en España, pero lo realmente importante es que hablamos de un tema que es ante todo personal, íntimo, y que nadie tiene derecho a juzgar lo que para la mujer ya supone una dificultad asfixiante decidir. La mujer es libre de decidir.

Todos defendemos enérgicamente la vida, pero también, algunos, defendemos con la misma fuerza la libertad para decidir, aunque esa libertad conlleva una gran responsabilidad.

27 de septiembre de 2009

Financiación Ilegal del PP valenciano


Definitivamente, el año 2009 será recordado en los libros de Historia como el año en el que se destapó, con el famoso caso Gürtel, una de las redes de corrupción política más graves, serias y escalofriantes de todo el período democrático en España. Con el Partido Popular como gran protagonista y gran mentiroso.

Lo último que faltaba por salir a la luz, son las numerosas pruebas policiales que evidencian un claro y despreciable delito de financiación ilegal en el interior del PP valenciano, con el presidente Francisco Camps a la cabeza. Pruebas que no son ni un montaje socialista, como afirman González Pons o Ricardo Costa, ni una persecución del PSOE, sino indicios y argumentos sólidos que la policía de la Brigada de Blanqueo de Capitales, por orden judicial, ha ido investigando y redactando en un grueso y detallado informe.

En dicho informe, se demuestra una indudable relación, incluso personal, entre varios dirigentes clave del PP valenciano y personajes imputados o delincuentes condenados por liderar una importante trama empresarial fraudulenta, que se ha visto enormemente beneficiada gracias a las concesiones de jugosos contratos que el Gobierno regional valenciano les concedió, en este caso a Orange Market y al “amiguito del alma”, su líder en Valencia, señor Bigotes, durante años.

Varias empresas constructoras de esta trama corrupta financiaron actos que el PP de la C.V ha estado realizando durante los últimos años, a través de mecanismos tales como dobles facturaciones (una real y una falsa, es decir, la empresa pagaba en negro al PP a cambio de favores de contratas y decenas de miles de euros en dádivas como trajes y bolsos, entre otros). Horas de conversaciones telefónicas corroboran estos hechos.

Sin embargo, por orden de Camps y gracias a malabares legales, el TSJCV, presidido por de la Rúa, el juez más que amigo del president que archivó la causa de los trajes (que volverá a abrirse) increíblemente, no considera oportuno este informe policial, y lo ha desoído después de haberlo incorporado anteriormente al archivo de la causa.

Falso argumento y contradicción sospechosa, más aún cuando el TSJ de Madrid continúa esperando, por enésima vez, que la Generalitat Valenciana le facilite documentación sobre las relaciones que tuvo con Orange Market en el pasado.

Pero lejos de reconocer abiertamente los hechos, lejos de pedir disculpas a los valencianos y valencianas, lejos de dimitir y, de esta manera, retirarse sin llegar a ser del todo sinvergüenzas, dando una última, aunque podrida, imagen política y compromiso demócrata que se le debe exigir a toda la clase política, el PP valenciano ha sacado la artillería pesada y ha respondido como un caballo desbocado contra todo Cristo, alentando de nuevo la patética teoría conspiratoria del Gobierno socialista, y mientras Rajoy cierra filas defendiendo pese a todo y contra todos a sus compañeros de partido.

Continúan repitiendo, ante la rotundidad de las pruebas policiales, sus necias e infundadas acusaciones de persecución política (¿para qué están los juzgados si no es para presentar estas denuncias?), hablan de transparencia, pero se niegan a una comisión de investigación en las Cortes Valencianas; responden con infantiles y ridículos argumentos, como considerar todo esto un montaje al más puro estilo de la tele-basura del cotilleo; insultan burdamente a jueces, policía, al Estado y al Gobierno; mienten a la gente, como ya se nos ha mentido desde el primer momento en que se habló de los dichosos trajes y dichosos Correa y Bigotes, que han pasado de ser completos desconocidos para el PP a “amiguitos del alma” que se “quieren un huevo”; y la televisión pública valenciana, faltaría más, aúna todas estas reacciones en una magnífica exhibición de manipulación, como no podría ser de otra manera gobernando quien gobierna en Valencia, obvio.

Y sin embargo, la vox populi valenciana mucho me temo que seguirá votando a esta panda de impresentables mientras no haya una oposición fuerte, unida y comprometida con esta tierra históricamente trabajadora, demócrata y comprometida con los valores de la izquierda.

23 de septiembre de 2009

43 muertos + 47 heridos = 0 responsables


Hace más de tres años, el 3 de Julio de 2006, una fecha que muy poca gente recuerda hoy, Valencia no fue noticia esta vez por la inauguración de un nuevo y costoso macro evento, ni tampoco lo fue tanto por la, todavía sin factura, visita del Papa a la ciudad. El 3 de Julio de 2006 murieron en Valencia, en su línea 1 de metro, 43 personas en el accidente de tren urbano más grave y trágico de la historia de este país y de Europa.

Mucha gente, al leer estas líneas, se preguntará: ¿Qué hace este tipo hablando de algo que “quedó claro en su día”? ¿Por qué saca este tema?. La pregunta no debería formulárseme a mi, sino más bien a los 47 heridos que sobrevivieron al accidente, o a las decenas de familias, amigos o compañeros que perdieron a alguien en aquel tramo de la línea 1 de metro, que han quedado marcados de por vida e ignorados desde el primer día, sin apoyo ni atención.

Después de tres años, la Asociación de Víctimas del metro del 3 de Julio sigue concentrándose, puntualmente cada día tres de mes, para rendir homenaje a sus seres queridos y exigir a los políticos valencianos que asuman sus responsabilidades por aquel dramático y brutal accidente ocurrido en el transporte público valenciano, para que expliquen las irregularidades que envolvieron el caso y depuren competencias en la empresa gestora de Metrovalencia, FGV. Silencio e indiferencia es lo que reciben cada día tres.

Han pasado tres años, y todavía esperan que Francisco Camps se digne a recibirles, se digne a hablar con ellos, se digne a pedirles perdón o, simplemente, amplíe la seguridad de la línea 1 de metro, a día de hoy exactamente igual que cuando el accidente. Han pasado tres años, y nadie puede decir ahora que el comportamiento de las víctimas, incluso testarudez, responde a una estrategia política de alguna clase, o a algún reclamo económico. Esa gente no busca dinero, busca la verdad y la justicia, y no representan a ningún partido político, porqué hasta la oposición parece haber olvidado todo esto.

Desde el accidente, la Generalitat y el gobierno de Camps trató por todos los medios de ocultar las críticas, ignorar lo ocurrido y echar arena encima, banalizando las muertes de decenas de personas. Fue un tema incómodo de cara a las elecciones autonómicas de 2007, y se hizo todo lo posible por acelerar cuanto antes el proceso de investigación e indemnizaciones, muchas de ellas ridículas o brillantes por su ausencia.

En mi opinión, se le echó toda la culpa, de forma cobarde, al difunto conductor del comboy y al exceso de velocidad. Ni hubo dimisiones ni remodelación del equipo FGV por ningún lado. Desde un principio se desoyeron los informes sindicales previos al accidente que demostraban que se podía haber evitado de haber existido un esfuerzo de inversión en la seguridad de la línea, simplemente con una baliza; se vetaron expertos que la oposición propuso para esclarecer los hechos; desapareció, misteriosamente, el parte de averías del tren siniestrado, y todas las copias posibles; la comisión de investigación no duró ni una semana hábil en concluir; y así un largo etcétera de sombras y escasa transparencia.

La Asociación de Víctimas NO considera al Gobierno de turno de la Generalitat (PP) culpable del accidente, solamente pide respuestas claras y hechos que den fundamento a ya demasiadas frases vacías en defensa de un supuesto apoyo al ciudadano de a pie, y de honestidad política, en este caso evidenciada nula. Las víctimas reclaman una reforma de FGV para que se garantice la seguridad y confianza de la ciudadanía valenciana en su transporte público, piden una mejora de la seguridad del metro para evitar de nuevo una tragedia como la que ocurrió aquel 3 de Julio de 2006, un día que no debe desaparecer de nuestra memoria.

Y mañana, como otros días y como otros tantos en el anonimato, volveré a coger el metro...


20 de septiembre de 2009

¿Cuándo saldremos de la Crisis?


Hace unas semanas tuvo lugar un intenso debate económico en el Congreso de los Diputados, un debate en el que se evidenció lo difícil que lo está teniendo y va a tener el Ejecutivo socialista y el presidente Zapatero para mantener el liderazgo y los apoyos parlamentarios, al menos en materia económica, para hacer frente al complicado contexto actual.

A estas alturas, después de llevar casi dos años escuchando palabras como “crisis”, “desaceleración”, “recesión”, “deflación”, “paro”, etc. y de ver a los políticos tirarse los trastos a la cabeza, con mensajes contradictorios y, en definitiva, desgastándose unos a otros, mucha gente se pregunta: ¿Cuándo demonios saldremos de la crisis? ¿Cuándo se acabará esto? ¿Cuándo volverá a crearse empleo? Muchas preguntas de arriesgada respuesta, porqué, sinceramente, hasta el mayor experto contestaría: no tenemos ni idea.

Hagamos una pequeña reflexión y tratemos de diagnosticar cómo está a día de hoy el panorama español en lo referente a la famosa crisis económica y financiera, y cuál está siendo la reacción del Gobierno:

No hace mucho se informaba de que países como Alemania o Francia, poco a poco, estaban empezando a recuperar la senda del crecimiento. Es muy prematuro hablar de crecimiento pero, sin duda, fueron noticias positivas que trajeron aire fresco y esperanza para el resto de países que continúan necesitando esforzarse muy duro. España no es ni Alemania ni Francia.

En España se está aplicando la receta que todos los países de su entorno están adoptando desde que comenzó esta crisis global, es decir, se están aplicando, desde el Diálogo Social, políticas de inversión pública masiva con el objetivo de contrarrestar la caída de la actividad privada, ya sea creando empleo público, inyectando liquidez a nuestro sistema financiero o sacando adelante proyectos ambiciosos destinados a modernizar y renovar nuestro caduco sistema productivo.

Políticas fiscales keynesianas de intervención estatal en los mercados para proteger a quienes están sufriendo las consecuencias de la recesión de un modo más agudo, medidas destinadas a mejorar nuestro modelo económico, tan desgastado y obsoleto desde hace demasiado tiempo. Políticas materializadas en más de 100 medidas diferentes, que pueden comprobarse en paquetes como el Plan E.

Sin embargo, toda la maquinaria financiera que el Gobierno de Zapatero lleva impulsando no está pensada para sacar a España de la crisis, no. Puesto que la coyuntura actual es de carácter global, es una crisis que ha venido de fuera y que, debido a nuestra mala preparación nos ha tocado fuerte, la respuesta efectiva y solución deberá provenir también desde lo global.

Pero España sí tiene la responsabilidad y competencias para mantener el país a flote mientras arrecia la tormenta, es decir, lo único que se puede hacer, desgraciadamente, es tratar de proteger a los ciudadanos, de aguantar, contener la presión, de dar un poco de oxígeno a la gente para que pase este bache de la manera no mejor, sino menos mala posible. Una ardua tarea.

Desde organismos económicos internacionales se pronostica, con el riesgo que en Economía supone en estos casos hacer predicciones, que España seguirá generando paro, pero a un ritmo mucho menor que el de hace unos meses y sin alcanzar los cinco millones de desempleados. Se anuncia que España comenzará tímidamente a remontar a partir de 2010, y que, por lo menos, lo peor de la crisis ya ha pasado.

España, no lo olvidemos, tiene como lastre el alto nivel de su tasa de paro. Por lo demás no tenemos nada que envidiar al resto de países también en crisis, por ejemplo en nivel de recesión del PIB o déficit presupuestario, índice de precios o capacidad de solvencia.

Ahora se anuncia una subida de impuestos, como el de las rentas del capital o impuestos especiales. Recordemos que España sigue teniendo una política tributaria más flexible que la media europea, con un IVA inferior y que, además, estamos en un momento difícil que requiere el esfuerzo de todos. En este sentido debe abogarse por una reforma fiscal responsable y progresista, que persiga el fraude, que intervenga inteligentemente y que no perjudique a los que peor lo están pasando. Confiemos en que sea así.

Lo que está claro es que el Gobierno lo va a tener complicado el resto de legislatura. Va a tener que ser firme y claro en sus políticas y su mensaje, va a tener que arriesgar y buscar acuerdos que prioricen sus postulados ideológicos, es decir, acuerdos que tengan como fondo el beneficio de la inmensa mayoría de la gente y la justicia social.

A Zapatero le ha tocado un mandato agridulce, tras los espectaculares resultados de la pasada legislatura ahora le toca soportar lo que cualquier presidente de cualquier partido o ideología tendría que soportar en su situación. Veremos cómo se desenvuelve, porqué, como se suele decir, es en momentos difíciles donde se demuestra la capacidad de salir adelante, la fuerza y la confianza, no basta sólo con transmitir entusiasmo.

17 de septiembre de 2009

La letra, con sangre entra


Recientemente, Esperanza Aguirre anunció su intención de, por la vía legislativa, otorgar a profesores y profesoras de la Comunidad de Madrid el rango de “autoridad pública”, rango que, a día de hoy, ostentan jueces o policías, que gozan de “presunción de veracidad”, a cuya agresión se castiga con hasta cuatro años de prisión.

Según el Gobierno regional madrileño, esta dura medida se tomará a raíz de varias agresiones, insultos y presión a la que se están sometidos y sometidas no pocos profesores y profesoras de varios centros educativos de la región.

Es una medida que, dicen, está pensada para “fomentar la disciplina y aumentar la autoridad de los docentes”, algo que viene defendiendo a ultranza la derecha española como solución para todos los ámbitos de carácter social, es decir, aumentar la mano dura e ignorar el problema de fondo. Pudiendo emplear la violencia, ¿para qué el diálogo?

Por supuesto, esta polémica iniciativa no ha sido consensuada ni debatida debidamente por todos los grupos parlamentarios que estructuran el parlamento de Madrid, faltaría más que, teniendo mayoría absoluta la derecha de extremo-centro popular, fueran a pedir la opinión del resto de partidos políticos. Son así de chulos ellos.

Por otro lado, se le ha recordado a la lideresa que lo que ella pretende, elevar a la categoría de autoridad pública a los profesores madrileños, esta fuera de sus competencias, ya que es el Estado el único capaz de realizar dicha reforma legal, mediante su tramitación como ley orgánica.

De todos modos, el tema es el de siempre, el de la dicotomía característica de este país, en donde unos consideran que la represión, la autoridad y la prohibición es la mejor manera de tener una sociedad libre y justa, en bienestar; y quienes abogamos por una sociedad dialogante, sin prejuicios, tolerante y preocupada por atajar los problemas de raíz en vez de perseguir, castigar y condenar las consecuencias que muchas veces el propio sistema origina.

España necesita urgentemente mejorar su sistema educativo, y para ello la única solución que se ha visto eficaz y adecuada es la de tener mejores y competentes profesores/as, más formados/as y mejor entrenados/as para impartir sus conocimientos de la manera más pedagógica posible; un buen sistema universitario que forme buenos docentes, preparados/as, con ilusión y técnicas de enseñanza punteras que estimulen y motiven a los y las estudiantes para que aprender no sea un esfuerzo, sino una oportunidad de mejorar.

La solución no pasa por aumentar la autoridad o la disciplina, ambos valores necesarios pero que no pueden imponerse por la fuerza, porqué entonces se cronificará el problema, convirtiendo un aula en casi una Tiranía totalitaria donde no hay hueco para la crítica constructiva. Pero qué lástima que para esto no haya dinero, ¿verdad?


Si queremos tener mejores alumnos y alumnas, sin duda deberemos invertir en futuro y en una educación de calidad, con óptimas instalaciones, con los mejores profesionales de la enseñanza, pero también con una reforma estructural de la sociedad que haga despertar en los jóvenes el interés por el conocimiento, las ganas de saber, el valor del esfuerzo y la suma importancia que supone tener un buen espíritu crítico, propio de individuos autónomos y, en definitiva, personas y espíritus libres.

16 de septiembre de 2009

Arenys de Munt


El pasado trece de Septiembre tuvo lugar en un pequeño municipio catalán, Arenys de Munt (8000 habitantes), una consulta popular realizada desde lo privado, por cuestiones legales y de revuelo social, que citaba: “¿Está usted de acuerdo con que Catalunya se convierta en un Estado de Derecho independiente, democrático y social integrado en la Unión Europea?”. Demasiado ruido para las pocas nueces de este asunto.

Dicha consulta buscaba conocer la opinión de las gentes del pueblo acerca de su posicionamiento a favor o en contra de la independencia de Cataluña respecto al conjunto de España. Tras celebrarse el “referéndum” local, un 96% de los votos mostraban el deseo de independencia, pero no olvidemos que solo participó un 40% del censo municipal, por lo que este dato no refleja ni una realidad del conjunto de Cataluña, ni puede utilizarse como argumento soberanista o nacionalista de ninguna clase.

Según los últimos datos reflejados en las encuestas y estudios sociológicos en Cataluña, no llega al 20% el porcentaje de población catalana que desea para su tierra y su nación histórica, un Estado autónomo e independiente, es decir, “separarse” de España.

Sin embargo, cerca de un 75% de catalanes y catalanas prefiere que España siga siendo un Estado de Autonomías o un Estado de carácter Federal, que casi viene a ser lo mismo. Defendiendo, eso sí, una mayor descentralización y un mayor autogobierno de cara a buscar el mayor beneficio ciudadano y mayor reconocimiento de la pluralidad y multi-nacionalidad que caracteriza a España desde tiempos inmemoriales.

Por otro lado, conviene recordar que los partidos políticos catalanes abiertamente independentistas, como ERC, poseen una cuota electoral relativamente pobre y escasa, con una tendencia más bien estática o, o incluso, a la baja en cuanto a intención de voto.

Por tanto, ¿a qué viene tanto alboroto? Resulta significativo el hecho de que en una localidad tan pequeña como Arenys de Munt, se congregaran los cuatro nostálgicos de la dictadura del terror que quedan en este país, al grito de “España es una y no cincuenta y una”; y ¿a qué se debe el espanto de algunos líderes de la derecha popular por esta consulta?

Desgraciadamente, la respuesta es bastante evidente. El nacionalismo español arcaico y anacrónico de la derecha española, el nacionalismo de la España castellana, UNA, GRANDE Y LIBRE, el nacionalismo anti-plural y que negó durante cuarenta años cualquier atisbo de la riqueza cultural española; ese nacionalismo es el que vomitan algunos y algunas que se auto-proclaman defensores de España y de los interese de los españoles.

Sinceramente, España, su sociedad, todavía no ha evolucionado y no ha reflexionado en profundidad sobre sus señas de identidad y su Historia; sigue sin aceptar la diversidad que representan sus pueblos. Vivimos en un país de países donde aún se niega la realidad de nuestra naturaleza multi-color.

No creo que haya que preocuparse en exceso por los acontecimientos recientes de Arenys de Munt, pero no cabe duda de que una anécdota como ésta refleja la acuciante necesidad de una reforma estructural de la Carta Magna española que termine de perfilar y de definir acertadamente cual es su esencia, su esencia plural y la explosión de sabores que se produce cuando se pronuncia la palabra: España.

13 de septiembre de 2009

Fue mi abuelo

Bueno, aquí os dejo una estupenda canción rockera de la mano de Benito Kamelas (un grupo real) en memoria de aquellos y aquellas que cayeron defendiendo la libertad, la igualdad y la democracia en España.
La canción lleva por título "Fue mi abuelo", y quiero dedicársela especialmente, como no podría ser de otra forma, a mis dos abuelos, Juan y Emilio, que lucharon por los valores que en esta canción se expresan con gran emoción.
Por vosotros, yayos, vuestro nieto:

"Hay una historia que aquí sucedió
Que un día esta tierra, reina hambre y dolor
Ríos de sangre se vieron correr
Años muy duros llegaron después

A la derecha vive el militar
Terratenientes, el clero y demás
Al otro lado el campesino está
Luchando duro pa poder llevar
Algo de futuro que ayude a los suyos
A vivir en libertad.

No quiero ser quien juzgué
Tampoco me interesa
No creo que el olvido sea la mejor manera
Si algo ha quedado claro
Después de tantas guerras:
Que da igual quien dispare
¡Que ninguna bala es buena!

Pero lo que no es justo
Es que siempre el vencido
Sea el olvidado, el que no sale en los libros
Que aún quedan muchos caídos
Que se encuentran en olvido
En fosas comunes sin hallar.

Mi corazón se encoge defraudado
Y al recordar las penas que ha dejado
Se siente obligado a gritar bien alto
Por si alguien le quisiera oír.

Y tantas veces sentado junto al fuego
Le oí contar las penas que vivieron
Y aunque pasa el tiempo
Escucha un momento
No olvides lo que voy a decir:
Que ayer fue mi abuelo
Quien postrao en suelo
¡Defendió tu libertad!

Habrán pasado 30 años ya
Desde la muerte de aquel general
Fue muy difícil volver a sentir
Que en democracia se podía vivir.

Y aunque el rencor no nos conduce a nah
Algunas cosas aun siguen igual
La voz del pueblo no se quiere oír
Los que gobiernan deciden por ti."

10 de septiembre de 2009

Prostitución en España: ¿represión o legalización?


Desde siempre, a lo largo de la Historia, podemos casi afirmar que ha existido la prostitución sexual de seres humanos, de ahí que se reconozca popularmente como “la profesión más antigua del mundo”. Pero yo me pregunto: ¿profesión o explotación? y de decantarnos por considerar que se trata de un “trabajo” como otro cualquiera, ¿qué hay de la dignidad humana? ¿qué hay de los Derechos Humanos? El debate vuelve a estar de nuevo en el aire.

El tema es complejo y peliagudo de abordar. No cabe duda de que la prostituión existe porqué hay gente, mujeres y hombres, que acuden a este “servicio”, por llamarlo de alguna manera, y hay a la vez personas que, de una forma u otra, voluntariamente o no, ofrecen su cuerpo a cambio de dinero. Es la exclavitud del siglo XXI, o el máximo exponente capitalista: ley de la oferta y la demanda a flor de piel.
Son muchos quienes defienden la necesidad de legalizar o “normalizar” la prostitución en España, carente de un marco legal que regule esta práctica. Sostienen que una normativa que abarque este negocio del sexo beneficiará a quienes sufren las consecuencias más directas de la prostitución, es decir, miles de mujeres (y también hombres) que son engañadas y forzadas a alquilar su cuerpo, o personas que no encuentran otra forma de ganarse la vida que recurriendo a esta actividad.
El actual Gobierno socialista impulsó hace pocos años un Plan Integral para luchar contra la Trata de Blancas, un conjunto de medidas pensadas para perseguir a las mafias dedicadas a extorsionar y chantajear a chicas jóvenes, en su mayoría extranjeras, para que ejerzan la prostitución. Este tipo de mafias mueven al año miles de millones de euros en nuestro país.
Este Plan busca proteger a las víctimas de estos abusos, pero a día de hoy, cuando vemos en los medios casos como el del barrio del Raval, en Barcelona, la sensación es de no percibir cambio alguno en la situación. Los periódicos, por otro lado, continúan resistiendose a desprenderse de los copiosos beneficios que les reportan los anuncios eróticos, siendo España un caso aislado en este tipo de aspectos, dicho sea de paso.
Las Asociaciones que trabajan con este colectivo de mujeres piden una regulación que garantice los derehos y la dignidad de estas “empleadas del sexo”, para que puedan disponer de una cobertura legal que proteja sus derehos laborales básicos.
Sin embargo, otros grupos sociales abogan por una concienciación masiva de la sociedad, fundamentada en la igualdad y el respeto por la dignidad y los Derechos Humanos, especialmente los de la mujer, para que sea la propia sociedad quien rechace este tipo de prácticas indecentes, para que nadie, ninguna mujer u hombre, se vea obligado a ejercer la prostitución para sobrevivir.
Lo que está claro, a mi entender, es que la solución se lleva discutiendo durante mucho tiempo, habiéndose abordado todo tipo de propuestas: desde la legalización de la prostitución hasta su máxima condena y persecución policial, y nadie está de acuerdo sobre cuál es la mejor medida que se ha de tomar.

Sinceramente, opino que el deslenace de este complicado tema debe pasar por dos soluciones complementarias: perseguir, de manera efectiva, a quienes exploten, extorsionen u obliguen a practicar la prostitución a personas inocentes; y educar a la sociedad en valores cívicos, de respeto y de igualdad para conseguir ciudadanos más justos, más críticos y más considerados cuando se trate de acatar este tipo de cuestiones sociales que a todos y todas nos atañen.